Mostrando entradas con la etiqueta sillas infantiles. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta sillas infantiles. Mostrar todas las entradas

miércoles, 11 de febrero de 2009

Cómo elegir la primera silla de paseo

La elección de la silla de paseo para un bebé es algo muy personal, muy dependiente del presupuesto del que dispongamos y de los gustos de cada cual. Es este un mercado muy desarrollado, porque en general nos gastamos mucho dinero en estas sillas: ¡para mi hijo lo mejor!

He seleccionado unos pocos criterios que me parecen imprescindibles a la hora de elegir una silla:
  • Que quepa en el ascensor y por las puertas de casa (sin plegar)
  • Que quepa plegada en el maletero del coche
  • Si pensáis moveros mucho en coche los primeros meses, que el capazo esté homologado para el coche. Si no lo está, deberéis utilizar un portabebés (grupo 0+), algo que no está recomendado para largos periodos durante los primeros meses de vida del bebé. Consultad una interesante opinión sobre este tema que he encontrado en un foro de enFemenino.
  • Que tenga reposapiés y reposabrazos
  • Los frenos deben ser seguros e inaccesibles para el bebé
  • La silla debe ser rígida o semirígida y reclinable (en esta primera fase no se recomiendan las llamadas sillas de segunda edad, mucho más ligeras y manejables, porque pueden provocar problemas en la espalda del bebé)
  • Debe tener seguros para evitar el pliegue accidental
También son aconsejables los siguientes criterios:
  • Silla reversible: esto nos permitirá ver al niño y que él se sienta más seguro al poder vernos en todo momento. Cuando crezca, la curiosidad hará que prefiera ir mirando hacia delante.
  • Ligero: cuanto menos pese, mejor
  • Que ocupe poco plegada y se pliegue fácilmente. Nada de mecanismos complicados, que hay muchas veces que sólo tienes una mano para plegar...
  • Manejable: para esto es muy interesante que el manillar sea regulable en altura y que sea cerrado, es decir, una barra que una ambos lados del chasis.
  • Bolsa amplia: que la bolsa que suele venir debajo de la silla tenga bastante capacidad. ¡Es sorprendente la cantidad de cosas que hay que llevar!
  • Una buena sombrilla: al principio no conviene que al niño le de el sol
  • Arneses o cinturones en las tres piezas (capazo, portabebés y silla)
Cuando compramos nosotros la silla consultamos una guía de compras, que aunque no se mojaba, daba los datos técnicos de casi todos los modelos del mercado. Creo que era el anuario del niño o algo parecido. No he encontrado nada tan completo, pero podéis consultar la siguiente lista de coches de paseo o la ficha técnica de los modelos en cualquier tienda online. Por ejemplo, aquí tenéis una muy completa. Nunca he comprado nada allí, así que ni la recomiendo ni la dejo de recomendar.
Leer más...

miércoles, 4 de febrero de 2009

Me compro coche, criterios de seguridad infantil

Pues sí, estoy pensando en comprar un coche, debo de ser el único por lo que cuentan en los telediarios. Toca el monovolumen, porque con dos niños ya no cabremos en el seat león.

¿Qué cosas hay que mirar para que el nuevo coche sea seguro para los niños?

Pues lo primero que hay que mirar es la calificación que tiene el coche en el programa EuroNCap, teniendo en cuenta que se contemplan tres categorías: adultos, niños y peatones. Los fabricantes de coches cuidan mucho la primera categoría, y es la que aparece siempre en la publicidad. La que nos interesa ahora es la segunda, claro.

Podéis consultar los últimos resultados de los distintos modelos en la página web del programa EuroNCap. Está en inglés, pero no es muy complicado. Hay un formulario a la izquierda donde podéis indicar la marca y el modelo del coche en cuestión, y os mostrará los resultados de cada una de estas tres categorías, si es que se han realizado estas pruebas. También tiene una opción interesante, que es comparar varios modelos.

EuroNCap recomienda el uso del sistema Isofix de tres anclajes. Aseguraos al comprar, que tanto el coche como la silla están homologados con este sistema.

También podéis consultar su equivalente estadounidense, el programa NCap, en la siguiente página (también en inglés) No tiene categoría de niños, pero también os puede ayudar.

¿Y qué pasa con los airbags?

Pues sobre este tema no hay muchos estudios. Lo que sí está demostrado es que el airbag del copiloto puede provocar graves daños a un niño colocado en la maxi-cosi en sentido contrario de la marcha. La recomendación de toda la industria es que los niños nunca viajen delante, siempre en los asientos de atrás.

En cuanto al resto de los airbags, ya os conté en un artículo anterior que el RACE ha hecho pruebas con los airbags laterales o de cortina, demostrando que protegen al niño. El gobierno estadounidense recomienda no desactivar los airbags, siempre y cuando el niño esté en el asiento de atrás y con una silla adecuada a su edad, peso y altura. Eso sí, recomienda poner el asiento del niño lo más separado posible del asiento de delante. Podéis ver estas recomendaciones en la siguiente página.

No he encontrado estudios que digan que los airbags traseros sean peligrosos. El programa EuroNCap contempla pruebas de choque frontales y laterales, así que si el coche obtiene una buena puntuación en la categoría de niños, es que no hay problema.

Y de momento no he encontrado ningún criterio más de seguridad. Si descubro alguno, actualizaré este artículo.
Leer más...

lunes, 2 de febrero de 2009

El airbag lateral protege al niño

Las pruebas realizadas por el RACE en asociación con la asociación española de pediatría y la firma PLAY en diciembre del año 2.008 resuelven una duda que muchos teníamos: ¿los airbag laterales son peligrosos para la seguridad del niño?, ¿habría que desactivarlos al igual que el airbag del copiloto?

Pues bien, la respuesta es que no en ambos casos. El airbag lateral no sólo no es un riesgo, sino que protege al niño. La recomendación del RACE es no desactivarlos.

Las pruebas las ha llevado a cabo la fundación CIDAUT (Investigación y Desarrollo en Transporte y Energía), que ha desarrollado una prueba estática para el airbag lateral y otra dinámica para el frontal. Se utilizó un muñeco (dummy) equivalente a un niño de tres años y una silla adecuada para él sin Isofix para comprobar el resultado ante un pequeño desplazamiento lateral de la silla. Se simuló un impacto que hiciese saltar el airbag lateral y se comprobó que el muñeco entraba en contacto con el airbag, pero que no le causó daños, sino que le protegió.

Podéis consultar el informe completo del RACE en el siguiente enlace.
Leer más...

Cómo elegir la silla del niño para el coche

A la hora de comprar una silla de coche para un niño, conviene tener en cuenta los siguientes criterios:
  • La silla debe estar homologada: mirad las etiquetas comprobando que disponga de la homologación ECE-R44.
  • Comprueba que la silla esté en perfecto estado.
  • Solicita ayuda al vendedor indicándole la edad y peso del niño, y el modelo del coche. A ser posible, lleva el manual del coche que indicará el sistema isofix que incorpora el vehículo.
  • Comprobar que la instalación de la silla no es complicada y que queda bien fijada al coche.
  • Consultar los informes anuales de los clubes automovilísticos sobre estos dispositivos. Del 2.008 podéis consultar los siguientes informes:

    Informe sobre sillas infantiles del RACC realizado con la asociación española de pediatría en 2008. Incluye una evaluación de más de cuarenta modelos, con puntuaciones en cada uno de los apartados evaluados (seguridad, operación, comodidad y características de uso), con una lista negra (las que no han superado las pruebas) Muy útil a la hora de elegir silla.

    Informe del RACE de 2.008 sobre sistemas de retención infantil. Incluye información sobre siniestralidad con y sin sillas infantiles, relación con los airbags, consejos de uso, de compra, etc. Como novedad, han comprobado la relación de los airbags laterales o de cortina con las sillas infantiles, comprobando que no sólo no son un riesgo, sino que protegen al niño.

  • También es deseable que la silla sea fácilmente reclinable, ya esto lo haremos con el niño dormido.
  • Isofix: no parece haber un criterio claro en cuanto a esta tecnología, aunque los tests de choque demuestran que proporciona una mayor seguridad para el niño. En caso de instalar la silla con Isofix, aseguraros de que tanto la silla como el coche estén homologados para el uso de Isofix con tres puntos de anclaje. Por supuesto, las sillas con Isofix son bastante más caras que las otras. Podéis consultar el siguiente informe sobre esta tecnología para saber más.
Y eso es todo, espero que os sirva para escoger la silla más adecuada, y segura, claro.
Leer más...